martes, 18 de junio de 2013

"Toda mi familia está desaparecida"... declaró Claudia Fote, hija del dirigente Leandro Fote

El jueves 13 de Junio, Claudia Fote, hija del dirigente de obreros del surco, Leandro Fote  declaró en el juicio de la Megacausa en Tucumán. Escuchar su relato permite dimensionar una vez más el objetivo de los autores del genocidio de aniquilar a un sector de la población para poder ejecutar sus planes políticos y económicos.

Con voz clara y muy serena, comenzó su relato diciendo que su padre era un dirigente  obrero del Ingenio San José, que luchaba por los derechos de su gente.

Claudia, a sus  6 años, vivió y sufrió la persecución y desaparición de toda su familia: Padre, madre,  María Luisa Pacheco de Fote, sus dos hermanos y una cuñada embarazada que tenía alrededor de 16 0 17 años.

El hecho ocurrió en la Provincia de Buenos Aires, alrededor del 1º de diciembre de 1976, lugar adonde su familia se había trasladado en razón de la persecución en Tucumán.

Hasta allá fueron  sus captores. Primero secuestraron a Leandro en 1976,  tiempo después llegaron al domicilio de la familia,  secuestraron al resto y a Lucía Pinto, quien vivía con los Fote, junto a su bebé de meses, Ramoncito.

Los genocidas dejaron a Claudia, con el pequeño Ramoncito en brazos, en casa de una vecina. Horas después un móvil policial los retira y los entregan en un lugar que Claudia atribuye ser un juzgado de menores. Con desesperación pudo recordar, con sus 6 años, el nombre de una tía materna que permitió que pudieran restituirla a su familia...De allí su vida marcada para siempre.

Según declaración de testigos sobrevivientes de Arsenales, Leandro Fote, donde fue visto e identificado entre los detenidos clandestinos entre los meses de enero y febrero de 1977. Fue visto en ese campo de concentración y se presume que allí fue asesinado.-

QUIEN FUE Leandro Fortunato Leandro.

Trabajador en la industria del azúcar, en 1961 era delegado gremial en el Ingenio San José y hacia 1964 secretario general del gremio.  En 1965 fue diputado provincial, integrando el bloque obrero del partido Acción Provinciana. Dentro de este partido, la FOTIA (Federación Obrera de los Trabajadores de la Industria del Azúcar) formó una fracción independiente y levantó candidaturas obreras. La de Leandro Fote fue proclamada, por primera vez en la historia argentina, en una asamblea en el Ingenio San José y se transformó en uno de los mejores ejemplos que dio la propia clase obrera, sobre la forma de utilizar las elecciones para desarrollar su independencia política. La experiencia se frustró con el golpe militar de Onganía en 1966, que no solo barrió el Parlamento, sino que en Tucumán además, cerró los ingenios azucareros sumiendo en la desesperación a miles de familias. El San José quedó cerrado, pero Fote siguió batallando junto a los obreros del surco y liderando el sindicato. Afín a las ideas del Partido Revolucionario de los Trabajadores (PRT), fue secuestrado-desaparecido por las FF.AA. a la edad de 38 años, el 12 de enero de 1976.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada